Allá ustedes con su cerveza sin alcohol, su café descafeinado, su sexo sin amor y su cine sin emociones

 
«Allá ustedes con su cerveza sin alcohol, su café descafeinado, su sexo sin amor y su cine sin emociones».
 
 
Allá ustedes con su cerveza sin alcohol, yo prefiero una cerveza normal y corriente. Allá ustedes con su café descafeinado, yo prefiero el café con cafeína, que por algo es café. Allá ustedes con su sexo sin amor, yo prefiero hacer el amor con esa persona que hace el sexo tan especial. Allá ustedes con su cine sin emociones, yo prefiero sentir que formo parte de la propia película.
Pasamos demasiado tiempo pensando en vez de actuar tal y cómo nos gustaría hacerlo.
¿Por qué no pedimos una cerveza normal? ¿Por qué no nos tomamos un café normal y corriente? ¿Por qué nos acostamos con personas sólo por el mero placer momentáneo? ¿Por qué ha dejado de importarnos el argumento de las películas y ahora son más importantes los efectos de la misma?
Sí, podéis darme varias respuestas, pero pensadlo detenidamente y veréis que son simples excusas.
Nos dedicamos a buscar excusas, a dar explicaciones innecesarias e intentando evitarnos a nosotros mismos.
Yo quiero una vida de verdad.
Una vida repleta de copas de vino viendo una fantástica película como las de antes, junto a un hombre maravilloso, con sexo con amor con él y que ambos terminemos desayunando un café con cafeína a la mañana siguiente.
Esa es la vida que yo quiero.
Quiero poder reírme si me apetece y quiero hacer bromas estúpidas sólo porque me salen tal cual.
Lo que no quiero es estar controlando mi vida constantemente.
Eso no es vida.
Que me digan:
«Mira, yo no sé qué es exactamente lo que haces, pero desde que lo haces, todo es maravilloso».
Porque al ser tú mismo es posible que cambies el rumbo ya no de tu vida, sino de la vida de otras personas.
Si das lo mejor de ti, debes sentirte orgulloso de ti mismo.
Porque haces lo que quieres.
Porque lo sientes.
Porque eres tú mismo.
Instagram: @LimonesRojos
Twitter: @LimonesRojos
Facebook: https://www.facebook.com/LimonesRojos

4 comentarios sobre “Allá ustedes con su cerveza sin alcohol, su café descafeinado, su sexo sin amor y su cine sin emociones

Deja un comentario