Poema de la resaca

Hoy es domingo, por lo que ayer fue sábado.
Ahora que os he sorprendido con mi reflexión os dejo con un poema que he encontrado por internet.
Porque a las resacas nunca les dedicamos nada bueno, y si hay resaca es porque hubo una noche cargada de alcohol, lo que implica una fiesta.
Y si se salió de fiesta, es porque somos felices y queremos disfrutar de la vida.
Porque sí, se puede disfrutar sin beber, pero si bebemos es porque nos gusta la copa que nos llevamos a la boca.
Además, hay resacas que son hasta divertidas.
Porque todos hemos dicho alguna vez que no volveremos a beber, pero siempre volvemos a tomarnos alguna copa.
O varias.
Así que hoy la entrada se la dedico a las resacas, especialmente a la que tengo yo hoy.
A ti, resaca de mi corazón.
POEMA DE LA RESACA
El licor me embriagó en demasía
y dejó mi cuerpo baldado
pensando que su efecto malvado
al suelo no me tiraría.
Cayendo a tierra de bruces
no fue literal la caída
un impacto tremendo por dentro
partiendo este alma mía.
No duelen tanto los golpes
si disfrutas de compañía
pero el licor es mal compañero
te invita y luego…te empuja.
Hoy solo me queda llorar
el dolor que ayer sí sentía
derraman mis ojos aún mas
la resaca y mi vil agonía.
Instagram: @LimonesRojos
Twitter: @LimonesRojos
Facebook: https://www.facebook.com/LimonesRojos

2 comentarios sobre “Poema de la resaca

  1. Supongo que a estas alturas ya se te habrán pasado los perniciosos efectos de tu reciente cogorza. 😉 A ver cuándo dejas de hacerle la competencia a Bob ESPONJA. ¡Juas! 😛

Deja un comentario